Novedades

AFIP armó un operativo especial para «detectar infractores» en los centros de esquí

El objetivo es reducir la evasión y aumentar la recaudación, en medio de las dificultades que tiene el Estado para achicar el desequilibrio fiscal.

Ante el arranque de las vacaciones de invierno, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) destinó medio millar de inspectores en centros vacacionales en busca de evasores, la mirada está puesta en quienes eligieron como destino centros de esquí o se alojan en hoteles de lujo y cabañas.

Según indicaron fuentes del organismo, las tareas de fiscalización ya comenzaron y se dispusieron decenas de multas y cierres de locales. El objetivo de la campaña desplegada es reducir la evasión y aumentar la recaudación, en medio de las dificultades que tiene el Estado para achicar el desequilibrio fiscal.

Por eso, la mira de los agentes que buscan maniobras de evasión tributaria y fraude laboral está puesta en centros de esquí, restaurantes, hoteles y comercios que reciben a turistas con capacidad contributiva.

Como resultado de las tareas, la AFIP realizó 350 controles impositivos sobre diversos establecimientos. De acuerdo a esta primera etapa, los agentes detectaron «graves inconsistencias en materia laboral», dijeron fuentes de la AFIP. También se verificaron irregularidades tributarias que llevaron a labrar casi medio centenar de actas de infracción.

Los procedimientos se centran en ciudades que durante la temporada de invierno tengan mayor afluencia de turistas con elevado poder adquisitivo, como es el caso de San Martín de los Andes, Las Leñas o Bariloche.

Además, la AFIP fiscalizará el acceso a parques temáticos, restaurantes y bares; cadenas de hoteles de lujo y cabañas de alta gama. Las tareas de fiscalización y control consisten en verificaciones electrónicas y presenciales sobre la facturación de las firmas, el pago de impuestos y los medios de cobro y el cumplimiento con obligaciones de registración de empleados.

compartir