Novedades

Con una inflación recalentada, el Gobierno busca cerrar este lunes un nuevo acuerdo de precios

El Gobierno intentará poner en marcha este lunes un nuevo acuerdo de precios sobre 1.300 productos, con revisiones trimestrales y actualizaciones en todo el 2022. Así, buscará ponerle fin al congelamiento impuesto en octubre pasado e iniciar una nueva etapa de «diálogo» con el sector privado en el inicio de un año con señales de recalentamiento en la inflación y en medio de los esfuerzos oficiales por destrabar las negociaciones con el FMI.

El Gobierno ya intentó otras fórmulas como el congelamiento y no le dio resultado. La inflación de diciembre y la de la primera semana de enero habría pegado un salto, según analistas.

El secretario de Comercio, Roberto Feletti, pretendía cerrar el convenio el viernes pasado, cuando venció la resolución 1050 que congeló 1.432 productos, pero las conversaciones con los fabricantes de consumo masivo se extendieron y la idea es que este lunes se firme el nuevo entendimiento bajo el formato de Precios Cuidados. «Se firma por empresa, van a firmar todo el día porque son varias«, confirmaron fuentes oficiales.

Feletti inició un acercamiento a las empresas en diciembre. Previos a las fiestas, negoció un reajuste de la canasta congelada que, si bien pasó a incluir algunos productos navideños, en los hechos se redujo a 1.360 artículos, una cantidad similar a la que tendrá el nuevo listado regulado. Las categorías son las mismas que antes (bebida, alimentos, higiene personal y cuidados del hogar), con cambios en algunos productos.

La principal novedad es la pauta de actualización, un esquema con subas previstas en promedio del 6% trimestral y «correcciones» mensuales. «No es que los productos van a tener el mismo precio los tres meses sino que se acuerda una pauta y se la distribuye en los tres meses. Algunos productos por ahí un mes tienen 0% de aumento y al siguiente tienen un aumento y así se va distribuyendo», señalaron desde el Gobierno.

Los ajustes se parecen a los que pactó Paula Español en septiembre pasado. Antes de ser renunciada, la entonces secretaria de Comercio autorizó un listado con aumentos de hasta el 7% en Precios Cuidados. La última revisión había sido en julio, con una canasta de 700 artículos. Pero la medida quedó suspendida con el desembarco de Feletti y la decisión de retrotraer los precios a principios de octubre.

Las gestiones para arribar al acuerdo que firmarían supermercados y fabricantes este lunes apuntan a enviar una nueva señal al Fondo después de la cumbre con gobernadores del miércoles, donde el ministro de Economía, Martín Guzmán, reconoció que la principal diferencia con el organismo pasa por el nivel del gasto público e insistió con su programa «gradual», en contraste con el ajuste «recesivo» del FMI.

Guzmán también se reunió la semana pasada con empresarios del rubro alimenticio y les aseguró que la política de precios es parte de la negociación con el FMI. En diciembre, el staff requirió la reducción de la emisión monetaria, una suba de tasas por encima de la inflación y la «coordinación» de precios y salarios -en lugar de los controles-, junto con el fortalecimiento de las reservas. La respuesta del Banco Central fue acelerar el tipo de cambio y subir la semana pasada las tasas del 38 al 40%.

En ese marco, el principal desafío que enfrenta el relanzamiento de Precios Cuidados es el inicio de un año con una inflación alta (en alimentos se detectaron subas superiores a 1% en la primera semana, según LCG) que se sentirá durante todo el verano. El relevamiento de expectativas de mercado publicado el viernes por el BCRA prevé subas del IPC del 3,4% en diciembre, 3,7% en enero y febrero, y 4% en marzo, después del 2,5% en noviembre.

Sucede que los economistas ven una falta de orientación en variables que sirven de «anclas» sobre los precios, como el dólar y las tarifas. «Sin saber a donde va el gobierno, qué porcentaje va a tener que financiar con emisión, el acuerdo de precios puede ganar algo de tiempo en el cortísimo plazo, ahora si se ajusta un 2% mensual, que es un 24% anual, y la economia va al 50% anual, es una curita, no sirve para nada«, dijo Sebastián Menescaldi, director asociado de EcoGo.

En tanto, el director de Focus Market, Damián Di Pace, también mostró cautela sobre los cambios. «En el caso de consumo masivo, el acuerdo precios tiene una participación importante en el IPC del INDEC, por lo cual termina impactando en la medición de precios, aunque en forma parcial«, sostuvo. Precios Cuidados hoy rige en grandes cadenas comerciales, que representan el 30% del mercado. En el resto de los precios, habría otra temperatura. «Vemos una aceleración de la inflación a casi el 4% en enero«, concluyó Di Pace.

compartir