Novedades

Después de la detención de un dirigente de Pablo Moyano habló el empresario que sufrió los bloqueos

Ricardo Rey, el empresario que se volvió viral por un video que lo mostraba llorando ante la presión del sindicato de Camioneros a su distribuidora en San Pedro, habló sobre el reciente fallo que ordenó la detención de los gremialistas Maximiliano Cabaleyro, que es concejal del Frente de Todos en San Nicolás, y Fernando Espíndola por los delitos de «turbación de la posesión» y «extorsión».

El hombre de 70 años se hizo viral cuando en plena campaña electoral del año pasado su distribuidora fue bloqueada por dirigentes que responden a Pablo Moyano«No quiero más a esa gente», repetía Rey al borde de las lágrimas en aquella ocasión.

En febrero de este año, la empresa Rey Distribución denunció a Cabaleyro, Espíndola y a empleados afiliados al sindicato de Camioneros por un supuesto «pedido de coimas» para que los dejen «trabajar tranquilos». Y este viernes, la justicia dispuso la detención de ambos dirigentes.

«Se hizo justicia, están pagando lo que hicieron», expresó Ricardo Rey acompañado por su hijo Ariel tras conocerse la resolución judicial. El empresario no dudó en definir como «un día muy importante».

«Estoy emocionado porque vivimos muy malos momentos. Se hizo justicia, están pagando lo que hicieron», remarcó el dueño de la distribuidora en declaraciones a LN+.

Luego su hijo Ariel expresó:  «Este fallo era algo que estábamos esperando con mucho ánimo para seguir adelante, para eliminar este método de extorsión«. «Si existe un reclamo están las vías constitucionales porque todos queremos que sea así. Esto viene de años de vivir de esa manera, de ser extorsionados por esta gente», agregó.

Ariel Rey no descartó la posibilidad de que existan represalias de parte de los camioneros porque «son demasiado intimidantes«. «Queremos entender todo, existe un estado de derecho y esperamos que no pase absolutamente nada», agregó.

El joven comentó que «son siete u ocho vivos que no quieren un cambio de encuadre sino que te traen a un sindicato que te pide un dinero para poder trabajar. Eso no tiene nada que ver con el trabajo ni con un reclamo sindical».

En septiembre del año pasado, Ricardo Rey denunció el accionar de los dirigentes sindicales. «Desde 2017 tenemos que pagarle al sindicato. En su momento eran $ 20.000, después un saldo mensual, y cada vez que había elecciones un poco más. Nos llamaban y nos decían: ‘Tenemos que juntar $1.000.000, así que fijate cuánto vas a poner’, pero decidimos denunciarlos y enfrentarlos. Por eso pasó todo esto», precisó, en su momento, el dueño de la distribuidora.

Tras la denuncia de febrero, intervino el Movimiento Empresarial Antibloqueo (MEAB) y así fue que la abogada Florencia Arietto empezó a representar a la familia Rey.

La investigación quedó a cargo de la fiscal María del Valle Viviani, titular de la UFI 7. Según el escrito difundido por MEAB, en base a las pruebas recolectadas en el expediente se ordenó la detención de ambos gremialistas.

El fallo fue apelado, por lo que ahora debe esperar la resolución de Cámara. Mientras, Cabaleyro, que fue elegido concejal en la lista del Frente de Todos de San Nicolás en 2019, mantiene ese cargo.

«No se trabaja más»

La detención del dirigente del gremio Camioneros de San Nicolás, acusado de extorsionar a una empresa, promete una fuerte reacción del sindicato, quien ya confirmó un paro total de actividades en la ciudad bonaerense.

En la previa a que Maximiliano Cabaleyro se entregara, su padre, también gremialista, había advertido: «Muchachos, no se trabaja más en ningún lado eh».

La tensión escaló en las últimas horas, luego de que la Cámara de Apelaciones de San Nicolás rechazara la eximición de prisión presentada por la defensa de Cabaleyro, quien está acusado de «turbación de la posesión, extorsión, extorsión en grado de tentativa y coacción» a una empresa de distribución».

En la misma causa está imputado Fernando Espíndola, otro dirigente de Camioneros que también se entregó este viernes. Ambos quedaron a disposición de la Justicia, a la espera de ser indagados.

La queja del intendente

En medio de las tensiones, el intendente de San Nicolás, Manuel Passaglia, cuestionó el paro y bloqueó anunciado por la seccional local de los Camioneros.

«Solicitamos al Sindicato de Camioneros que revea y cancele la medida de fuerza que perjudica a los vecinos de nuestra ciudad», reclamó el jefe comunal, quien agregó: «Los nicoleños no tenemos la culpa de los problemas que tiene su Secretario General, Maximiliano Cabaleyro, con la Justicia».

A través de su cuenta en Twitter, el alcalde expresó que «es inaceptable que pretendan tomar a los vecinos de San Nicolás de rehenes, bloqueando los accesos a la ciudad, desabasteciendo a los comercios y dejándonos sin recolección de residuos». «Si defienden la democracia no puede haber espacio para la extorsión y el apriete. Es una falta de respeto y un severo incumplimiento de sus obligaciones», completó el jefe comunal.

GRB Clarin

compartir