Novedades

Kicillof ATR: construye faraónicas sedes de gobierno y la joda nos cuesta 224 millones de dólares

En la misma Provincia en la que se cierran escuelas por falta de gas y la obra social estatal tiene serios problemas de prestaciones y pagos, el gobernador sacude la billetera con obras públicas de dudosa necesidad. Año electoral en ciernes y la receta de siempre.

El gobernador de Buenos, Aires, Axel Kicillof, llamó licitaciones entre 2021 y lo que va de 2022 para la realización de 87 Casas de la Provincia a un promedio de 192.839.803 pesos por edificio, un equivalente en dólares oficiales de 1.662.412 por cada una de ellas. Y eso que la mayoría de los terrenos fueron donados mediante un convenio con Trenes Argentinos. Así que en el maravilloso mundo de la política, todo esto nos está saliendo barato.

Pero esto es sólo el inicio: el ministro de Obras Públicas Leonardo Nardini anunció que el plan abarca la construcción de 135 edificios en toda la Provincia y, según las 38 licitaciones oficiales revisadas por BorderPeriodismo y el seguimiento de los anuncios realizados en la página oficial de Infraestructura y en los medios locales en cada municipio, el plan está avanzado a todo motor.

En total, el megaproyecto lanzado por Kicillof se propone gastar en dos años un aproximado de 26.033.373.405 pesos. El cálculo se basa en un promedio de las 38 licitaciones a las que accedió Border multiplicado por los 135 municipios de la Provincia, de acuerdo al anuncio de Kicillof y Nardini.

 

Esto equivale a 224 millones de dólares a valor oficial, sin calcular los costos que siempre se suman en el momento de terminar la obra y los empleados públicos que habría que contratar para llenar las oficinas.

224 millones de dólares es igual a:

  • 14,333 canastas básicas totales para una familia argentina promedio de cuatro integrantes, según la última estimación del INDEC.
  • 2800 tomógrafos de hospitales.
  • 2 veces y medio lo que se destinó a construir el Metrobús que une La Matanza con la Ciudad.
  • Casi dos viadutos Mitre. (al que se destinaron 190 millones de dólares)
  • Un tercio de lo que costó la urbanización de la Villa 31 (650 millones de dólares)
  • Un tercio de lo que costó el Paseo del Bajo.

¿LAS CASAS DE LA PROVINCIA VAN A AGILIZAR LOS TRÁMITES?

Si bien éste es el argumento oficial del megaproyecto, el transfondo político tiene que ver con la necesidad de La Cámpora de disputar en el territorio el poder de los intendentes. Con contratos y sedes municipio por municipio, la soberanía distrital de los jefes de comuna se ve sitiada por La Cámpora, que tendría el camino allanado en la disputa de la Provincia.

Si apelásemos al sentido común, la manera obvia de agilizar los trámites en 2022 es la digitalización del sistema, tal como sucede con el Sistema de Trámites a Distancia (o TAD,) que funcionan en Nación y en CIudad de Buenos Aires. En ambas jurisdicciones, el tedioso asunto de los trámites se resolvió mediante softwares.

Pero la lógica del gobernador es la que explicitó en el discurso inaugural de las sesiones ordinarias de este año, cuando dijo que esta «inversión» permitirá ahorrar el despilfarro en materia de alquileres del estado provincial en muchísimas localidades”.

“No sólo se va a ahorrar  sino que muchas de las oficinas van a ser la cara visible del estado provincial en el interior. Hasta ahora era algo vetusto, decrépito y abandonado, y no puede ser lo que muestre el gobierno provincial” agregó en ese momento.

O sea: como si los bonaerenses y los argentinos en general no supiésemos que ir a una oficina pública a hacer un trámite es lo más lejano a las palabras ágil y rápido.

Además de esta cuestión de sentido común, hay otro detalle que genera más suspicacias: mientras se lanzaban las licitaciones para estas dependencias, se pagaba por la «puesta en valor» de sucursales de oficianas que, teoricamente, van a funcionar en las Casas de la Provincia.

Otra vez: mientras se licitaban las millonarias sucursales de las casas de la provincia, se realizaban mejoramientos en oficinas que muy pronto serían cerradas.

O sea que las obras se superponen.

Esto sucedió, según registra la página oficial del gobierno bonaerense durante 2021 en Cañuelas, Máximo Paz y Bahía Blanca.

Pero hay otro detalle: además de la refacción de los registros y de las licitaciones de las casas de la Provincia, también se realizaron operativos por los barrios, para realizar siempre los datos que se pueden hacer en los registros de las personas provinciales.

Estos trámites van desde Partidas de nacimientos, convivencia y defunción, DNI o pasaportes, matrimonios y uniones, declaración jurada de Domicilio, Solicitud de inscripción de nacimientos y denuncias por extravío. Bueno, estos trámites en 2021 también se podían hacer en las camionetas que la provincia enviaba en operativos especiales a los barrios.

Esa sí que parece una acción de Gobierno de menor costo y mayor eficacia. NO?

Pero volvamos a la lógica de Axel para la gestión de los fondos públicos.

¿CUÁNTO NOS VA A SALIR LA VENTANILLA PÚBLICA NUEVA A LOS BONAERENSES?

Si pasamos el monto total en pesos a un monto estimdo en dólares a la cotización oficial, la cifra es arrolladora: 224 millones de dólares.

Esto, sin calcular el costo de llenar estos edificios de empleados y contratados, y sin contar los ajustes de costos que surgen en un país con inflación tan alta como la nuestra.

Entre las dependencias que podrá albergar el edificio, se encuentran el Registro Provincial de las Personas, el Instituto de Previsión Social, IOMA, ARBA, Patronato de Liberados, delegaciones del Ministerio de Trabajo, Educación y Ministerio de Mujeres.  

Por caso, cabe recordar que en las últimas semanas, IOMA fue noticia porque el Instituto FLENI, especializado en la rehabilicación de patologias neurológicas, decidió suspender la atención de pacientes de la obra social por falta de pago en las prestaciones.

El caso se resolvió con un parche: luego de una extensa campaña de padres de personas con afecciones neurológicas, la Defensoría de la provincia presentó un amparo a la Justicia que ordenó que el instituto no suspenda las prestaciones.

Esto es anunciado en la página del gobierno como un logro de gestión, cuando lo que sucede con IOMA trasciende al conflicto de Fleni.

Todos los que estamos en el colectivo de discapacidad sabemos que los profesionales se niegan a atender pacientes con esta cobertura porque los pagos son irrisorios y se dilatan en el tiempo. El desamparo es total y cruel, pero van a abrir oficinas de IOMA en los edificios de lujo. 

En las Casas de la Provincia también funcionarán -según el proyecto anunciado- sedes del ministerio de Educación y el de la Mujer. ¿Y si usasen ese dinero para poner estufas en las escuelas que cada vez que hay una ola de frío cierran?

¿Y si se construyen más refugios para mujeres golpeadas y se capacita al personal de seguridad y de la justicia en un protocolo para actuar con eficacia en los casos de violencia de género?.

No señores. Para Kicillof, gobernar es obra pública y los contratos para los compañeros en cada rincón de la provincia.

La iniciativa generó aplausos de la mayoría de los intendentes que van a recibir obra pública y críticas de la oposición.

El exdiputado nacional de JxC y ex intendente de Rivadavia, Sergio Buil, quien responde a Emilio Monzó, criticó duramente la iniciativa. En un artículo publicado, se preguntó si, acaso, “¿es prioridad la construcción de edificios administrativos cuando hay matrícula de educación inicial no cubierta en nuestra provincia por falta de jardines de infantes, prácticamente no existen jardines maternales y la jornada extendida en el nivel primario no es factible generalizarla por falta de aulas?”.

Y también planteó el interrogante de si se “busca un espacio para centralizar delegaciones provinciales en un solo edificio (educación, justicia, registro de las personas, IOMA, ARBA, otras) o se pretende generar un “estado paralelo” al municipal con designación de cargos políticos a dedo e improductivos en una era donde la gestión online debería agilizar, transparentar y eficientizar el tiempo de los ciudadanos”.

Informe: Franco Mazzeo @PoliticaAvanzada

 

compartir