Novedades

Lacalle Pou al Mercosur: «Uruguay necesita abrirse al mundo, no estamos dispuestos a quedarnos quietos»

El presidente uruguayo realizó una encendida defensa de la apertura del bloque que lidera su gobierno. Críticas al plan argentino de un Banco Central común.

El presidente Luis Lacalle Pou realizó un encendido discurso de defensa de sus reclamos de apertura del Mercosur ante sus pares de ArgentinaAlberto Fernández, y de Paraguay, Mario Abdo, y del vicepresidente brasileño, Hamilton Mourao, durante la reunión de jefes de Estado del bloque, en la que expresó que «Uruguay necesita abrirse al mundo, no estamos dispuestos a quedarnos quietos».

La exposición del presidente anfitrión en la LXI Cumbre de Jefes de Estado inició con la intención de poner paños fríos a la tensión que se construyó durante los días previos, con el anuncio de Uruguay de solicitar el ingreso al Acuerdo Transpacífico (CPTPP) y la respuesta contundente de Argentina, Paraguay y Brasil.

«Esta cumbre estuvo antecedida por muchas noticias grandilocuentes, hipótesis de que esta reunión del Mercosur iba a generar más conflictos que acuerdos», señaló Lacalle Pou, y añadió con seguridad que «nadie se tomó un avión para venir a nuestro país en el día de hoy para generar más conflicto, estoy seguro de que todo el mundo vino a buscarle la vuelta».

«Acá no se trata de ruptura, se trata de resolver tensiones, tensiones hacia afuera y también hacia adentro», siguió Luis Lacalle Pou, quien pidió a sus socios de Argentina, Brasil y Paraguay no ser «un obstáculo para que los países progresen». «Hay que ponerse en los zapatos de los demás», pidió y remarcó que, mientras critican su intención de cerrar acuerdos unilateral con China y el Acuerdo Transpacífico, otros miembros del Mercosur también toman decisiones en solitario.

Dicho esto, el mandatario instó a sus pares a no pensar el Mercosur con «una cabeza de principios de la década del ’90, porque el mundo es otro y porque la región es otra». E invitó nuevamente a los países del bloque a aceptar una vía aperturista porque «por supuesto que si vamos en barra es mejor, le ofrecemos al mundo un mercado como el de los cuatro países y vamos a tener un mayor poder de negociación».

Sobre las acusaciones de tomar un camino unilateral, Lacalle Pou recordó que «existieron dos bajas del arancel común y no fueron por consenso, sino porque a determinado país le servía», y subrayó la necesidad de eliminar las restricciones que complican el comercio. Asimismo, aprovechó para criticar la idea del ministro de Economía argentino, Sergio Massa, de crear un Banco Central común. «Hablar de esos temas… de correr cuando apenas estamos caminando», cuestionó.

El presidente uruguayo destacó que «si el Mercosur llegó hasta acá con las dificultades del caso, hoy le tenemos que dar un empujón». «Avancemos, Uruguay lo está haciendo y a su momento mirará a los costados y le dirá a los países socios que avancemos todos juntos», continuó, para finalizar: «Esperemos que tanto Argentina como Brasil y Paraguay estén preparados y decididos para ello».

La respuesta de Argentina y Paraguay
El primero en tomar la palabra fue el presidente de Argentina, que reconoció la dificultad del presente, así como la asimetría existente entre los países del bloque. Sin embargo, señaló que «lo que el Mercosur tiene que hacer es potenciar su unidad para ver de qué modo enfrentamos estos dilemas a los que nos somete el presente».

«La solución no es que cada uno haga la propia, el ‘sálvese quien pueda’, no creo que sea el mecanismo», añadió Alberto Fernández, dando cuenta de la preocupación que le genera al país las acciones unilaterales.

Asimismo, consideró que las iniciativas de Uruguay incumplen las reglas del Mercosur y que, si bien Lacalle Pou insistió en que «nadie quiere romper», «cuando en una sociedad se incumplen las reglas, alguien está rompiendo». Y si bien el mandatario argentino abrió la posibilidad de discutir las normativas fundacionales del bloque, sostuvo que, mientras tanto, hay que respetarlas.

Por su parte, Mario Abdo instó a profundizar la integración del Mercosur para responder al mayor interés que muestra Europa por diversificar sus aliados estratégicos, y destacó ejemplos positivos que «nos hacen mirar con optimismo este proceso de integración a través de un diálogo constructivo y sincero».

En este sentido, llamó a «administrar las tensiones para salir con mayor fortaleza», en tanto «defender la integración es defender también los intereses» de cada nación.

El presidente paraguayo también rescató las palabras de Lacalle Pou y sostuvo que lo satisface que Uruguay pueda avanzar en un diálogo pero que «antes de culminar va a compartir el proceso de negociación con el bloque antes de tomar una decisión»; y señaló que «ese es un camino aceptable que pueden seguir los países asociados».

Para finalizar, Abdo afirmó que «Paraguay va a seguir apostando a este proceso de integración, la globalización nos obliga a construir una estrategia común».

Ambito

compartir