Novedades

Tras el caso Barone, avanzan las demandas de panelistas de 6,7,8 por más de $125 millones al Estado

Se consideraron despedidos cuando el programa dejó de emitirse. Cuatro ya lograron una sentencia favorable en juzgados de primera instancia, en los que se definió que RTA deberá pagarles $60 millones en total

Al menos ocho expanelistas del programa ultrakirchnerista 6,7,8 reclaman más de 125 millones de pesos al Estado. Se consideraron despedidos cuando el programa dejó de emitirse con la llegada al poder de Mauricio Macri, lo que generó cambios en la programación en la TV Pública y Radio Nacional.

Algunos de los ocho panelistas ya cuentan con sentencia a su favor, como Orlando Barone. El periodista ganó un juicio contra Radio y Televisión Argentina (RTA) y la productora Pensado Para Televisión (PPT), por el que cobrará una indemnización de más de $15 millones al considerarse despedido en el año 2016.

Orlando Barone le ganó un juicio millonario a la RTA. (Foto: Archivo)
Orlando Barone le ganó un juicio millonario a la RTA. (Foto: Archivo)

Según el diario Clarín, otros siete periodistas del programa de propaganda oficial reclaman más de 110 millones de pesos a RTA la empresa estatal que maneja la TV Pública y Radio Nacional.

Cuatro sentencias favorables por $60 millones

De los siete, cuatro ya lograron una sentencia favorable en juzgados de primera instancia, en los que se definió que RTA deberá pagarles $60 millones en total. Se trata de Edgardo Mocca, Roberto Caballero, Jorge Halperín y Carlos Polimeni.

La empresa RTA, que preside Rosario Lufranoapeló las cuatro sentencias y ahora están bajo análisis en la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo.

Los últimos tres “periodistas militantes” que tienen procesos en marcha son Carlos Barragán, Nora Veiras Hernán Brienza. Son expedientes que todavía no llegaron a sentencia en primera instancia.

El panelista que más cobrará

Según documentos judiciales, Polimeni es quien se llevará por ahora la mayor indemnización de RTA. El fallo en primera instancia que lo benefició, dictado por el juez Alberto González el 10 de febrero, implica un pago actualizado de $30 millones, al contabilizar intereses desde abril de 2016. La sentencia original era por $6.118.107.

“Trabajé 16 años consecutivos en los medios públicos y cuando me despidieron inicié una demanda en defensa de mis intereses, para que el Estado me responda si estaba bien que el Estado me dejase sin una fuente de trabajo”, le indicó a Clarín.

Mocca, el juez laboral de primera instancia Mario Ernesto Zuretti ordenó pagarle $764.430, más los intereses desde 2016 y 301 UMAs (Unidad de Medida Arancelaria) al perito contador y a los abogados. La cifra, sometida a la actualización por intereses, es mayor a los $5 millones.

En el caso de Caballero, el juez Gerardo Magno ordenó que RTA le abone $2.510.152. El fallo es del 3 de septiembre y el monto actualizado supera los $15 millones.

Tras el caso Barone, avanzan las demandas de panelistas de 6,7,8 por más de $125 millones al Estado

Halperín, en tanto, espera cobrar más de $10 millones. El juez José Sudera dictó la sentencia, que originalmente fue por un monto de $1.642.192. Halperín también reclamó ser repuesto en su lugar de trabajo y recuperó el empleo como columnista en Radio Nacional, según precisó Clarín.

“Mi despido, en medio de declaraciones de (Hernán) Lombardi de que los despedidos éramos fanáticos y mesiánicos, me significó un largo desierto laboral porque saber que el gobierno de Macri nos estigmatizaba era una clara señal de que si alguien nos contrataba podría poner en riesgo sus ingresos de la pauta oficial”, sostuvo.

Tres reclamos aún sin sentencias

Barragán, Brienza y Veiras aún están a la espera de una sentencia. En el caso de Barragán, el reclamo es por $3.535.351, que una vez actualizado asciende a más de $10 millones.

Según precisó el diario Clarín, en su demanda Barragán indicó que “suscribió un nuevo contrato para 2016″, pero “la nueva gestión a cargo de Radio Nacional decidió dejar sin efecto esas contrataciones de manera completamente arbitraria y procedió a negar trabajo.

Brienza reclama $1.520.426 por “daño moral”, una suma que, actualizada por intereses, se eleva por sobre los $10 millones. Aseguró que fue despedido por “motivación discriminatoria fundada en la ideología o filiación política”, ya que había sido invitado en reiteradas oportunidades al programa 6,7,8 y, “por tal razón, quedó identificado con el mismo aun cuando no fuera panelista”.

La demanda de Veiras, en tanto, es por más de $20 millones.

compartir