Un verdadero despropósito se vivió anoche en un bar de cerveza artesanal de Concordia. Los inspectores inexplicablemente procedieron a la clausura en la mañana de este domingo, cuando debió hacerse anoche mismo y solicitar la presencia de las autoridades policiales y judiciales para notificar a todas las personas del lugar como a los dueños por no respetar el protocolo establecido. En consecuencia y mas allá del desempeño de los inspectores, esto tendrá consecuencias.
Seguramente se modificará el decreto vigente para estos lugares, para dejar claramente establecido como deberá funcionar y cual será la modalidad.
En el marco de diversos operativos de control y supervisión realizados este fin de semana, ante el incumplimiento de los Protocolos establecidos, la Municipalidad  de Concordia procedió a la clausura de un bar que no respetó las medidas de prevención sanitaria.
«Permanentemente estamos haciendo controles en todos los comercios. Los del rubro gastronómico fueron habilitados bajo estrictas normas, y cuando las incumplen tenemos que proceder a la clausura, porque se está poniendo en peligro la salud de todos», señaló el director de Inspección General Marcelo Tessani.
«La instrucción que tenemos del intendente Alfredo Francolini es ser inflexibles. Estamos atravesando una situación compleja que requiere del compromiso y la responsabilidad de todos de cuidarnos» subrayó el funcionario.
Respecto a la clausura realizada informó que «los locales gastronómicos pueden funcionar a un 50 % de su capacidad, realizando el registro de los clientes y cumpliendo las medidas de bioseguridad. El que no respeta las normas va a recibir la sancion correspondiente».