De acuerdo al protocolo establecido, el miércoles por la mañana el hospital Gualeguaychú activó en la Guardia el Código Rojo Infarto Agudo de Miocardio (IAM) ante un cuadro de infarto con elevación del segmento ST en un paciente de 35 años. De esta manera, rápidamente, se articuló la atención con la oportuna derivación de emergencia a la Clínica San Lucas donde el cardiólogo intervencionista, Emanuel Luchesi, logró diagnosticar y tratar, en el mismo momento, la lesión en la arteria coronaria.
Al respecto, el coordinador de la Guardia del Hospital Gualeguaychú, Iván Gómez, manifestó: “Esta herramienta nos permitió rápidamente solucionar un problema a un paciente joven, y para los médicos de la Guardia poder contar con esto es invaluable. Tener el acceso a la opinión de un especialista es muy beneficioso y evita errores. Lo importante también está en que asegura el acceso a todos los pacientes a una salud de calidad, incluso este hecho no ocurre en otras ciudades del país donde está tan integrado el sector público y privado como ocurre en Gualeguaychú”.
Cabe destacar que el Código Rojo es, desde hace casi dos años, un método de comunicación y protocolo médico aplicado que permite el correcto diagnóstico y resolución de cuadros graves, como lo son los infartos, en donde interactúan la mayoría de los cardiólogos de la ciudad y más de 100 médicos que a través de un grupo de WhatsApp permiten evacuar las dudas y eventualmente facilitar los traslados.
Una vez más – en lo que va del 2020 se han realizado 36 intervenciones con cinecoronariografía– la integración de los sectores público y privado da óptimos resultados. Cabe destacar que en estas intervenciones, en un 75 por ciento se logró colocar un stent para solucionar la afección del paciente.
La imagen puede contener: automóvil y exterior