A través de dos proyectos de comunicación, el Bloque de Senadores de Juntos por el Cambio pidió al Poder Ejecutivo que se garantice el acceso a la educación para todos los estudiantes entrerrianos y se le otorgue internet gratuita a todas las escuelas rurales de la provincia.

Ambas iniciativas, fueron presentadas por el presidente del Bloque, el senador gualeyo, Francisco Morchio, y contó con la firma de sus pares de bancada: Rubén Dal Molín (Federación), Gastón Bagnat (Victoria) y Omar Migueles (Tala).

En el primer proyecto de comunicación, se le solicita al Poder Ejecutivo Provincial que realice un relevamiento sobre la situación educativa en el marco de la pandemia considerando las políticas desarrolladas para garantizar el acceso a la educación de todos los alumnos; la continuidad del vínculo pedagógico; los niveles de participación y continuidad en la educación virtual y los niveles de deserción escolar.

En los fundamentos, se indicó que “el 15 de marzo el Poder Ejecutivo Nacional decretó la suspensión de clases de manera presencial. Desde ese momento, los directivos, docentes, alumnos y familias han realizado grandes esfuerzos para adaptarse a esta nueva realidad. Aun así, surgen diferentes interrogantes e inquietudes sobre la real situación educativa provincial y sobre las posibilidades de un próximo retorno a clases”.

Como segunda iniciativa, se solicita al Poder Ejecutivo Provincial que se garantice el acceso a Internet, y de manera gratuita, a las escuelas rurales de la provincia en carácter de servicio esencial determinado según DECNU 690/20, modificación a la Ley N° 27.078.

“En este contexto de pandemia, el acceso a Internet se hizo vital para el desarrollo cotidiano de nuestras actividades, tal es así que fue decretado como un servicio esencial. En cuanto a la educación, Internet y las nuevas tecnologías representan recursos significativos para el desarrollo y la inclusión. Sin embargo, en las zonas rurales esto se ve obstaculizado por el difícil acceso y/o los costos de conexión; costos que, en su gran mayoría, son solventados por las Juntas de Gobierno y la comunidad educativa, lo que representa un gran esfuerzo por parte de ambas”, se indicó en los fundamentos.